mar. May 26th, 2020

RADIO ALTERNO

Música, Entretenimiento y mucho más…

EL DISCURSO: EL RESENTIMIENTO Y LO POLÍTICO, UN EJEMPLO DE MORAL ESCLAVA

4 min read

Los movimientos políticos radicales, existen hoy en día, hay de todas las formas, de izquierdas y derechas, Laicos y religiosos; en fin, de todos los colores y sabores, sin embargo, cuando uno se pregunta, ¿cuál es el movimiento radical por excelencia? muchos responderían que el anarquismo sin duda alguna.

Anarquismo del vocablo griego “An”, significando “nada” o “sin” y “arque” significando “poder”, exactamente la doctrina y movimiento político que pretende la abolición del estado y evita todo control social basándose en el individuo y el orden natural (anarco-individualismo de Max Stirner, Renzo Novatore y Ángel Cappellatti, entre otros) o quiere darle poder al orden colectivo de comunidad como el anarco-comunismo o anarco-sindicalismo de corte Marxista el cual es un error.

Uno de los mayores exponentes de la doctrina fue Mijail Bakunin quien de hecho tuvo un distanciamiento con Marx por no estar de acuerdo de donde nacía la opresión, Marx sostenía que el poder opresor lo dictaba la economía y la clase dominante, Bakunin mencionaba que las clases sociales y economía son productos del estado para perpetuar su sistema, pero no es para tanto, o la pelea y conflicto tuvo más que ver con que ese “Estado Utópico” que Marx mencionaba el cual no puede existir; el marxismo y el socialismo científico tienen sus bases en un súper estado corporativo, una verdadera pesadilla orwelliana, algo que es muy contrario al ideal ultra individual que propone el anarquismo.

El anarquismo durante gran parte del siglo XX se ha asociado a ideas de ultraizquierda y e incluso de regímenes comunistas, de hecho, mucha de la iconografía “anarquista” trae símbolos de la vieja izquierda marxista como son “el sindicalismo extremo” , “las banderas rojas”, “el símbolo de la estrella roja”, entre otras, incluso en México antes y durante la Revolución existieron ideas afines a ese anarquismo con base obrera y con añoranza a un sistema socialista como el Partido Liberal Mexicano, esto es un grave error y antes de decirles el “¿por qué́?” del resentimiento, tenemos que afirmar que la idea de “anarco-comunismo/socialismo/sindicalismo” trae consigo aparejada un gran hueco ideológico e incluso manipulado, o bien, una gran mentira y contradicción. ¿Cómo puede ser posible, que en un sistema que exista ausencia de poder y un claro teísmo a la individualidad, pueda existir también la idea de clase social ,de la colectividad e igualdad, como lo maneja el Marxismo?, pueden existir dos argumentos igual de falaces, el primero sería porque el anarquismo en extremo puede ser la ausencia de toda regla, no importa que sistema se adopte o si es que existe el poder aun, el otro es una clara referencia esta etapa “utópica” del socialismo/comunismo que es la desaparición del estado; ambos argumentos cojean de muchos lados: el primero no puede ser, puesto que el ser humano y el poder van íntimamente ligados y una vez que se está́ dentro de un grupo o una organización existe la repartición del poder llegando a ser una antinomia, ese supuesto anarquismo-comunista; el otro es una falsedad puesto que los regímenes más autoritarios y violentos los ha arrojado el comunismo y su sistema se basa en un estado ultra intervencionista y fuerte, todo lo contrario incluso al estado minarquista del neoliberalismo (si el Estado esta pronto a desaparecer se ve más cerca desde el neoliberalismo extremo, que desde el comunismo); puesto que no puede existir este anarquismo, ese movimiento fue corrompido y manipulado por la doctrina de izquierdas.

Tengo la afirmación que este anarquismo ya se va pareciendo al que todos identifican “un grupo de personas con un profundo odio social , una subespecie de tribu urbana que sólo causan destrozos y quieren que el gobierno los mantenga”, en efecto, lo que mueve a este tipo de ideologías es el resentimiento, odio al poder, no por lo que representa, sino porque lo envidia, lo quiere tener, no quiere ser su enemigo, quiere remplazarlo; Federico Nietzsche en la Genealogía de la Moral narraba de una forma elocuente como los “esclavos” envidiaban a los “amos”, creando así́ la moral del bien y del mal, e incluso algunos valores como la humildad, compasión y caridad son sólo subterfugios de envidia ante el poder y fuerza de los amos, pues algo así́ tiene esta ideología de pseudoliberalismo; -yo sólo trato de evocar que la raíz de muchos perjuicios, qué unas ideas políticas tienen su origen en la errónea visión acerca de que unos pocos le quisieron dar para sus intereses-, el anarquismo no es y nunca será́ de izquierdas ni derechas, el anarquismo va más allá́, como lo dice Saúl Newman, el anarquismo debe de ser individual y manejar su visión en la post-izquierda, no como un movimiento de resentimiento social, sino como una oda al individuo y rechazo a lo establecido.

Como una gran muerte que con su hoz destruye para que algo nuevo nazca; este anarquismo es del que nunca les han hablado, del anarquismo que sabe que es imposible vivir sin el poder, un anarquismo no de esclavos, sino de amos, entre otras ideas políticas son las qué más ataques han tenido y menos revisión.

Por mi parte, siento un profundo rechazo hacia la radicalidad puesto qué el origen de está siempre será́ el resentimiento, la desdicha y la visión de los malnacidos de una y otra forma “sólo se lucha por lo que se ama y sólo se ama lo qué mínimamente se conoce”, algo qué es y será́ siempre anti-moralista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © Derechos reservados Radio Alterno 2019 | Newsphere by AF themes.